Todos alguna vez estaremos Oliendo Pelusas.

¡Bienvenido seas alma perdida!

Anteriormente, hablando del año 2009, este espacio estaba dedicado a la publicación de sandeces, aka fan fiction de la banda alemana de poprockpunknoseque Tokio Hotel.

Sin embargo, después del tiempo que ha sucedido, la temática ha cambiado y, aunque en los archivos están aún esas sandeces, probablemente los escritos que aparecerán próximamente sean más de otros temas, que de la misma banda.

Éste sigue siendo su espacio, éstas siguen siendo sus letras, y esta siempre será la agonía de las palabras.


domingo, 31 de octubre de 2010

Coincidencias



Guillermo de la Villa del Villar
31 años
Lanzarote, las canarias, España


Interpretado por el papito rico de Eric Bana (xD)


viernes, 29 de octubre de 2010

Capítulo 8 - Un regalo de cumpleaños

-No sé si sea correcto dejar que su nieta se junte con la hija de la lavandera- me advierte Josefina- No sé que tipo de mañas le pegue

-Mi nieta no es ninguna tonta- le digo enfadado, ella agacha más la cabeza- con los días se dará cuenta de que no vale la pena juntarse con ella

-Pero es una niña, lo niños no saben hacer diferencias, además Robbie fue criada en un contexto distinto al suyo, Señor- dice de nuevo con ese tono de voz tan bajo que casi no le escucho

-Puede que tengas un poco de razón en eso, pero no debes preocuparte- me levanto de lo cómodo de mi asiento, ella se hace a un lado y me deja caminar a mis anchas por el gran salón, espero encontrarme a esa niña por cualquiera de los rincones de mi casa.


Camino escaleras arriba y escucho su risa, seguro esta escondida en cualquier lugar donde no pueda verla


-¡Robbie!- grito parado en medio del pasillo que me deja ver la puerta de todas las habitaciones, de pronto, una de sus manitas se asoma por una, de inmediato se acomoda el vestido y camina con propiedad hasta donde me encuentro parado, hace una pequeña reverencia

-Buenos días abuelo- me dice sin verme- ¿Cómo se encuentra usted?

-Muy bien- le respondo y sonrío, no puedo evitarlo. Me sorprende que su madre le haya dado este tipo de educación siendo que se caso con un tipo como ese- ¿Cómo te encuentras tú?

-Bien, también, muchas gracias por preguntar- y me ve por fin, sus pequeños ojos cafes se clavan en mis pupilas

-¿Juegas con tu amiguita?- le pregunto, ella asiente con la cabeza y voltea hacía atrás- Debes decirle que se marche, necesito hablarte de algo importante

-Como usted diga, abuelo- y da la vuelta, se mete al cuarto de visitas. Camino de regreso al gran salón y la espero cerca de quince minutos


-Disculpe la tardanza- escucho que entra al lugar, Josefina cierra la puerta después de haber salido

-Sientate aquí- le indico, ella con pasos delicados alcanza a subir a la silla que esta frente al escritorio, yo hago lo mismo y ella me ve intrigada- Como sabes, mi querida nieta, desde hace una semana este lugar es tu casa, hasta el día en que te cases y te vayas. Tus padres murieron y soy el encargado de cuidarte, eres pequeña así que recibirás los cuidados correspondientes a tu edad

-Disculpe abuelo- me interrumpe con la cara agachada- ¿Voy a ir a la escuela?

-No- respondo de inmediato- las escuelas con el nivel que necesito que tengas no están cerca de aquí y no me arriesgare a que te vayas, tendrás varios profesores que te enseñaran lo que debes saber. Apenas tienes 6 años, no debes preocuparte por nada, de todo me haré cargo yo

-Tengo 7, abuelo- me dice y me ve, parece que sus ojos están brillando

-Creo que estás confundida, Robbie- la corrijo

-No- insiste- es que...- y duda un poco- hoy es mi cumpleaños...

-¡Vaya!- digo asombrado- entonces una fiesta debemos hacer

-No abuelo, muchas gracias, eso no es necesario- me pide, aún sentadita en su lugar

-¿Que quieres de regalo, entonces?- pregunto intrigado

-Me quiero ir a mi casa- y llora... desde el funeral de mi hija, su madre, no la había visto derramar lágrima alguna. Es la primera vez que estoy conviviendo con mi única nieta

miércoles, 27 de octubre de 2010

Coincidencias

Don Ramón Azbaje y Cortés
57 años
Toledo, España






Agatha de Azbaje y Cortés
47 años
Toledo, España


Ambos son abuelos de Rob.
Interpretados por Bob Gunton y Julia Roberts

martes, 26 de octubre de 2010

Capítulo 7 - Conocenos por primera vez, somos Tokio Hotel

-¿Una fiesta a Barcelona eh?- la miro encaprichada, el hecho es que... si mi abuelo se entera de que estoy aquí... me matará...

-¡Ah vamos Rob! Solo nos hemos desviado un poco- y ríe... trae una clase de cerveza en la mano. Ella no era así... desde que murió su mamá se volvió diferente, aunque muy en el fondo seguía siendo la Óscar que yo conocí de niña

-No nos desviamos un poco... Estamos en Alemania... - y reniego caminando a su lado, la gente nos ve raro... todos aquí se parecen.. o al menos eso es lo que me hacen pensar... será que estoy tan nerviosa que todo lo veo de un solo color...

-¿Y ustedes vienen de parte de quién?- nos pregunta un chico más o menos bajito, robusto, más o menos de nuestra edad, rubio, muy bonito- ¿A quién buscan?

-A ti Gustav- le contesta Shara de inmediato, sus ojos brillan, el chico nos sonríe- tenemos pases, mira- y saca unas tipo invitaciones

-Ah, ya entiendo, pues pasenla bien, esta fiesta es en nuestro honor pero es para ustedes- se me queda viendo... yo me sonrojo- ¿Tu amiga esta bien?

-¡Sí!- le vuelve a responder casi en un grito- es que ella.. es retrasada

-¡Óscar!- la suelto de la mano, ella parecía que tenía ganas de reír, pero en verdad que mi expresión la hizo cambiar de parecer

-Tienes nombre de varón- le dice Gustav cortésmente

-Oh, no no...- le dice sacudiendo las manos- dejame explicarte...

Y así fue como ella lo tomo del brazo y me dejo ahí... sin saber si quiera que tipo de fiesta era. Camine un poco, no esperaba ver un rostro familiar, estaba en un país distinto al mío... trataba de inventar algo lo suficientemente coherente para que mi abuelo no me corriera de la casa

-¿Tu eres la que viene con la chica que tiene nombre de niño?- me pregunta otro chico, tocaba mi hombro con uno de sus dedos, el también es robusto, tiene un color de cabello como cobrizo, sus ojos son verdes

-Sí- le digo sonriendo- pero no tiene nombre de niño, así le digo porque su ídolo es Óscar Wilde

-Ah, creo que a Gummy bear no le dio tiempo de preguntar- y se sirve una bebida, me parece que es whisky- Me da gusto saber que tenemos fans en España y que vienen a estos eventos

-¿Fans de qué?- pregunto intrigada

-Pues de Tokio Hotel, de que más puede ser- se toma su trago de un solo respiro

-¿Tokio Hotel es una clase de.... banda?- y el se queda mirándome, me dirige a un lugar diferente, alejado

-¿No eres fan de nuestra banda?- me pregunta preocupado

-No tenía idea de que hubiera una banda llamada Tokio Hotel- también bajo la voz

-No tengo idea de como lograste entrar, y bien podrías ser una de esas fans encantadoras que mienten diciendo que no nos conocen y después se meten a nuestra habitación

-No soy esa clase de chica-- le digo ofendida

-No, por favor, era solo una broma...- se preocupa- ahora veo que en verdad no nos conoces...- se queda pensando un momento- Bueno, yo soy Georg y toco el bajo, el chico que esta con tu amiga es Gustav y es el baterista- me toma del hombro y juntos damos una leve vuelta- el chico de allá, el de los ojos delineados es Bill y es nuestro vocalista y...- parece ubicar a alguien- ¡Ah! Mira, ese degenerado que tiene las manos en el trasero de la chica es Tom y es nuestro guitarrista

-Parece que Katrin se esta divirtiendo con su amiguito el depravado- llega una chica de cabello muy claro, ella y Geo se ríen mientras observo a este chico que parece no saber tomar ni un poco... el desaliñado, holgado y grosero Tom.... guitarrista de Tokio Hotel...

viernes, 22 de octubre de 2010

Capítulo 6 - Cambiando el panorama, de Toledo a Madrid...

-Mira, es tu madre cuando tenía tu edad- me dice el viejo Ramón, ambos sentados en la sala de estar de la mansión, es mi último día aquí

-Vaya, no tenía idea que sabía montar- y suspiro

-Ella sabía muchas cosas, ya sabes, tenía todo el tiempo del mundo para nutrirse de un mundo lleno de castillos y todo lo que concierne, hasta que se enamoro de tu padre

-Yo no sabía que no estabas de acuerdo con su matrimonio- recuerdo... hace poco tiempo, cuando tuvimos ese gran accidente el y yo... donde creímos que no saldría vivo... del cual mi abuelo pudo sobrevivir casi de milagro, perdiendo una de sus piernas... como es que una tragedia nos había cambiado la visión, al sentir que no sobrevivía, se acercó a mi...

-Yo no estaba de acuerdo con muchas cosas- me ve sonriente- jamás entendí eso del amor...

-Creo que jamás lo vamos a entender... solo se siente y ya...- y suspiro... recuerdo...

-No quiero pensar que tienes una relación con tu amiguito- me ve asustado- sabes que el no es como nosotros...

-No, abuelo- y me río- solo somos amigos... el, su hermano y los otros dos chicos... seguro te caerían bien

-Lo dudo, tu sabes que yo no sé mucho de las nuevas modas... soy viejo, no me interesa

-No eres tan viejo- y pongo los ojos en blanco- te hace falta una actualización

-En mis tiempos los chicos no se pintaban las uñas- y toma su pipa, la enciende y el humo comienza a salir de su boca...- En mis tiempos a las mujeres no les interesaba estudiar la universidad

-Son tiempos distintos- y suspiro- no puedo salir al mundo sin saber como es...

-Yo comprendo tus razones...- y me toma de la mano- lo que no entiendo es como teniéndolo todo.... quieres una vida distinta

-Porque el que tenga todo esto no quiere decir que sea todo lo que yo necesito....

-Eres millonaria mi amor, tienes un legado que cualquier mujer en el mundo querría, tienes posibilidad de hacer lo que se te pegue la gana y casarte con un hombre que te merezca

-Soy pobre abuelo- y me río inocentemente, sino fuera porque esta medicado, hubiera sufrido de un infarto- soy tan pobre que lo único que tengo es dinero


-Hola abuelo- escucho a Óscar en la entrada de la sala de estar- Hola petirrojo- y se ríe

-Pasa Shara – le indica mi abuelo y mueve rápidamente sus manos- Te estábamos esperando.

Nos hundimos en una conversación, sobre lo que haremos, sobre como es que viviremos, advertencias y demás que el abuelo no quería dejar pasar


-No te preocupes, estaremos bien- tomo mi bolsa de mano, el parece tener los ojos llorosos, me agacho y lo veo... envejeció de un momento a otro- te llamaré en cuanto lleguemos

-Por lo menos llévate un escolta...- pedía

-Abuelo, nadie sabe que soy tu nieta, no nos pasara nada. Te llamaré y vendré el fin de semana

-Te quiero pequeña, cuidate por favor- y parece que se resigna, endurece el gesto, espera que no escuche eso que acaba de decir

-Yo también abuelito, gracias por todo- y lo abrazo, el apenas y me palmea la espalda... al salir, Óscar me ve con picardía, pero no debemos hablar aún, sé que aunque me negué a estar protegida, Don Ramón mandaría a alguien por su cuenta, por lo menos para ver que lleguemos con bien a Madrid...

martes, 19 de octubre de 2010

Capítulo 5 - Nos hemos quedado solas

-¿Abuelo?- le hablo, toco la puerta de su cuarto pero el no me contesta

-¿Que necesitas Robb?- me encuentro con Josefina, mi nana, se agacha y me ve, con esos ojos que me causan... vergüenza y me hacen sentir mal

-Sabes que no puedes llamarme “Robb”- me repongo de mi momento de angustia – Para ti soy Señorita Bellamy, aunque te cueste más trabajo

-Disculpeme señorita- me hace una reverencia- su abuelo no esta...

-Excelente- me quejo irónica- dile que voy a casa de Shara, su mamá se puso mal y necesito acompañarla

-Señorita, lamento decirle que no puede salir, sabe que su abuelo no permite que usted vaya a la casa de la niña- me dice, entre una orden y una petición

-¿Te pregunté?- la miré de arriba abajo, ella solo volteo a ver al piso- Le das mi recado


Camino por el pasillo a pesar de que se que el viejo Ramón se va a enojar, me dirá que soy una escuincla de 12 años y que ya hago lo que se me pega la gana... pero... no sé si el alguna vez ha tenido amigos. No me interesa, yo solo tengo una y se llama Shara, aunque yo le diga Óscar, ella es la única persona en el mundo con quien yo puedo hablar, es como mi hermana y mi mejor amiga ... la única que tengo en el mundo. Yo creí que podía confiar en Josefina, pero es una traidora, solo me observa y después le dice a mi abuelo todo lo que hago...

Óscar y yo tenemos la misma edad, ella nació el 1 de Junio, es mayor que yo con un mes, yo en verdad la quiero mucho


-¿Shara?- toco a la puerta de su casa, su pequeña casita, tiene apenas lo necesario, algunos podrían llamarla una casa miserable, yo creo que tiene lo suficiente, es muy bonita y se puede sentir el calor del hogar. Esa casa estaba dentro de los terrenos del castillo, palacio, mansión o lo que sea... sin embargo, no pertenecía a mi abuelo

-Rob...- escuche que sollozó... ella es una persona muy valiente

-¿Qué tienes?- le pregunte asustada

-Mi mamá- dijo y después lloro... mucho.... yo no podía entrar, no sabía por donde... así que corrí de nuevo a mi refugio... mi abuelo ya había llegado, me esperaba

-Ayudame- le pedí tratando de recuperar aire- la mamá de Shara esta mal

-No me interesa- dijo y me tomo del brazo- tu no tienes permiso de ir allá

-Ella me necesita- le dije, aún estaba cansada- por favor abuelo, jamás te he pedido nada...

-No te lo has ganado- y sonríe... cree que gano la batalla...

-Tu tampoco – me safo de su mano- lo único que sabes es mandarme...

-Soy tu tutor, es mi único trabajo

-También eres mi abuelo, deberías quererme aunque sea un poco- y se queda mirándome, saca su celular y llama a alguien, me ve, yo apenas y puedo respirar

-Ya vete a casa de tu amiga- me dice y me da la espalda, yo me quedo ahí, hasta después de unos segundos capto lo que me acaba de decir. Corro de vuelta a casa de Óscar... pero...

-Perdón- es lo único que puedo decirle cuando logro entrar, ella se mece en un rincón, me voltea a ver, me acerco a ella y me siento a su lado, acaricio su espalda y ella me abraza... vemos entrar a unos hombres, ellos la revisan... niegan... la cubren y se la llevan...

-No me dejes sola- solloza en mi pecho

-No...- le digo sufriendo su pérdida... - tu vivirás en mi casa...

viernes, 15 de octubre de 2010

Capítulo 4 - Solo necesito un amigo de verdad

-Quiero verte otra vez- me dice al teléfono- Dime, ¿Cuando podré?

-No sé- trato de que nadie me escuche- Tom, por favor...

-No es justo, tu quieres estar conmigo- puedo notar su alcoholizado tono

-Ya te dije que no, no sé porque sigues con esa idea, además... no deberías llamarme cuando estás ebrio- le reclamo

-¿Mucha diferencia de horario?- y sale a algún lugar, se escucha soplar el aire – Aquí apenas son las 4 de la mañana

-No, de hecho no hay diferencias... pero... si alguien llega a enterarse de que sigo siendo tu amiga...

-¿Mi amiga?- me interrumpe- Solo te pido que vengas conmigo...

-Ni siquiera se en donde estás ¿Cómo quieres que llegue?- le digo entristecida, sé que se siente solo...

-Estoy en Nueva York- me dice

-¿Hablas en serio?- me sorprendo.. no podía ser otra vez... juntos en la misma ciudad- Yo también estoy en Nueva York

-Dejame verte... necesito hablar con alguien

-¿En que hotel estás?- busco las llaves del auto... busco que Shara este completamente dormida...

-Chelsea... creo... sí...

-Tom- le advierto- si alguien me ve ahí será mi fin...

-No te preocupes... cuando llegues por favor marcame y haber como le hacemos para que entres sin ser vista.- me cuelga... estoy emocionada porque volveré a verlo ... hace varios meses que no sé nada de ellos.


Tomo el auto de Shara, es mucho más discreto que mi motocicleta, y mucho menos ruidoso, manejo tal vez diez minutos, al llegar al lobby, alguien ya me esta esperando, me habla con su mano y yo camino por ahí, la gente no me reconoce, mi nuevo color de cabello me ayuda mucho, ella me toma de la mano y subimos juntas al elevador que nos llevará a la suite donde se encuentran ellos

-Comienzo a pensar que ustedes se ponen de acuerdo para esto- me dice escondiendo una sonrisa

-Si, claro Dunja- bufo irónica- con eso de que tu jefe nos ama

-Mi socio preciosa, mi socio- recalca y al fin llegamos, entro y ella se queda ahí mismo. Unos segundos después soy embestida por los brazos de Tom

-Te tardaste mucho- se queja- seguro vienes en el vejestorio de Óscar

-Pues si, no podía venir en la moto, hace demasiado ruido – sutilmente lo separo de mi cuerpo- ¿Que te hiciste en el cabello?

-Trenzas- se quita su gorra- ¿No te gustan?

-Te ves más maduro con ellas- checo toda la suite, esta exageradamente silenciosa- ¿Dónde esta Bill?

-Decidió dejarnos solos- levanta los hombros- ¿Sabes? Exagere mi tono de borracho para que llegarás antes- lo veo con ganas de matarlo a patadas- es que me la hizo otra vez

-¿Quién?- me acerco a él y escucho que trata de no sollozar

-Mi estúpida fama siempre será mi maldición, una vez que su banda fue reconocida se alejo de mi

-Ah- le digo tratando de recordar de quien me habla- Creí que era un truco publicitario

-Pues, eso es lo que se dijo... pero creo que ella me gustaba un poco, ya sabes, es el tipo de rubia despampanante y medio retrasada que me gusta- trato de sonar gracioso pero no lo logró...- Yo solo necesitaba a mi amiga aquí- y extendí mis brazos...

-Aquí estoy, dejame consolarte otra vez- se acercó a mi ...yo lo rodee con mis brazos

martes, 12 de octubre de 2010

Capítulo 3 - Miles de aventuras

-Dime, ¿Que es lo que quieres en verdad, hija?- me pregunta mi abuelo, impaciente- Ha llegado la hora de que todo tu patrimonio te sea entregado

-Tengo solo 15 años abuelo- le digo riendo- deja eso para cuando entre a la universidad

-¿Sigues con eso?- se levanta del sofá y enciende su pipa, las cosas se ponen otra vez tensas entre nosotros

-Toda mi vida he hecho lo que tu has querido- cruzo la pierna- es hora de que me dejes hacer algo

-Has estado bajo mi cuidado, merezco un poco de reciprocidad por todo lo que he hecho por ti- y me ve tan altanero, de esa forma que tanto odio desde que lo conozco

-Recuerda que no fue elección mía estar bajo tu mismo techo- me enojo, siempre terminábamos discutiendo cuando de esto se trataba, mi libertad, aunque fuera por un pequeño momento de mi vida

-Todo es culpa de...

-No es culpa de ella, lo sabes- debato antes de que la mencione- Ella es la única amiga que he tenido toda mi vida

-Vaya amiga te conseguiste- reniega

-Es la única persona a la que me dejaste acercarme y solo porque vivía en el mismo terreno que la casa

-La deje estar cerca tuyo por lástima y lo sabes, pobre niña- niega con la cabeza de manera soberbia

-No merece que le tengas lástima- me levanto del sillón enrojecida. Quiero mandarlo al diablo, pero... sigue siendo mi abuelo- Shara es la única persona en el mundo que sí me respeta y me apoya, inclusive en la muerte de mis padres estuvo ahí, sin si quiera comprenderlo al cien por ciento

-No pienso discutir sobre tu amistad con esa pordiosera- y tira la pipa, se ha enojado

-Bien- dejo la taza de té a un lado y paso junto a él. Siento su mirar... siento como me odia y se arrepiente de tenerme como su inquilina

-Señorita- me encuentro con Josefina, mi nana, o eso se dice que es- Lamento haber escuchado la discusión con el señor Ramón

-No te preocupes- paso a su lado sin detenerme- es imposible no escuchar los berridos de ese viejo cuando grita tanto.


Entro a mi habitación y cierro la puerta con seguro. Comienzo a reflexionar... ¿Qué es lo que quiero de verdad? Quiero ver el mundo más allá de éste pueblo, de este estúpido palacio que siempre me ha tenido prisionera


-¿Pensando en tu vida de libertad condicional?- me pica las costillas, no puedo evitar brincar

-¿Como demonios entraste?- le digo abrazándola- Acabo de tener una pelea con mi abuelo, no me gustaría que te viera aquí

-Por eso ya nos vamos- toma una de mis chaquetas y me la pone sobre los hombros- anda, vamonos

-¿A dónde?- le pregunto asustada

-A una fiesta en Guadalajara- y abre la ventana- ¿Ahora ya sabes como es que entre?- tiene esa mirada de destino...

-Shara... ¿Cómo nos vamos a ir a Guadalajara? A ver... ¿Cómo?- y me quedo suspendida en mi lugar

-En auto, tonta- y saca las llaves del viejo Linconl de su familia- No queda tan lejos, como a unas 2 horas.... Ya, vamonos

sábado, 9 de octubre de 2010

¡Dejando al descubierto!

Hola a todos chiquilines ¿Cómo han estado? Pues espero que muy bien, me he enterado de que varias personitas que conozco por este medio irán al concierto de Tokio Hotel ¡Muchas felicidades chicos!

Ahora sí, pasando a lo bueno xD, traigo unas cosas que se me había olvidado mencionar xD.

La primera es que los hijos de Gustav (5), Georg (5) y Bill (2) son los que se contaron en el capítulo de "Los frutos que los años han dado", cambian en que los hijos de Diana y Bill en lugar de llamarse Vladis y Alicia se llaman Tom y Haruka.
Andreas y Javy tienen (en el último capítulo) 8 años de matrimonio y 2 hijas, además de que se casan primero que Jay y Fefe; ellos tienen 3 hijos, 2 niños y una niña y tienen 7 años de matrimonio.

La segunda es que es IMPOSIBLE que en la familia ROUX (La familia de Gisela) este llena de tantos gemelos y triates xD, el que los abuelos sean cuates, gemelos, mellizos o lo que sea no es un factor genético para que generaciones posteriores tengan esta misma constante, así que no hagan caso a eso hahaha xD, se me ocurrió porque tengo un amor excesivo a todos los asuntos genéticos difíciles de explicar, como lo son los gemelos.

La tercera es que la "temporada" japonesa no estaba planeada para nada, fue escrita porque me resistía a escribir el final hahahaha xD

La cuarta es que los nombres de los capítulos fueron puestos por cosas que de pronto decía y me gustaba como sonaba, estas palabras podían aparecer o ser dichas en la tele, por mis amigos, familia o por el msn, algunas otras fueron nombres de capítulos de mis anime favoritos y otras más de canciones.

La quinta es que hay varios "*" puestos al final de algunas líneas, la verdad no les voy a mentir... recuerdo tres xD...
El primero es una frase que le dice Matilda a Tom que dice así: No hay que hacer de prisa lo que es para siempre. Esta frase no se la inventó ella xD, sino que fue escrita por THOMAS MANN
El segundo lo dice Simone a Matilda: Sabía que no había engendrado a un inmortal.
Esta frase la dice Wolfgang Goethe una vez que le avisan sobre la muerte de su único hijo.
y El tercero se lo canta Carlos a Matilda por el teléfono: Baila sin cesar, baila sin cesar, hasta que aparezca César y lo arruine todo
Es una frase de una canción llamada así xD de una serie chilena llamada 31 minutos (Buenisima, veanla! xD-- se las dejo =D)



¡Y ahora! xD...





Esta foto que ven arriba de estas palabras, aparte de describirla como "La más cura de mi repertorio" xD, pertenece a una niña que en este último episodio se hace llamar "Matilda"(sí... soy yo cuando tenía 3 xD).

Y esto es lo último oficialmente de "Con el alma en un hilo", espero que hayan disfrutado la historia tanto como yo.

Un último agradecimiento a Alex que seguro verá esta entrada antes que nadie, cariño te agregaré en seguida, muchas gracias por tus comentarios.

Gracias a todos otra vez, los extrañaré con esta historia pero ya tenemos una nueva, será publicada los días martes y viernes (A petición de mi socia la Feffuda xD).

Saludos y gracias!


viernes, 8 de octubre de 2010

Capítulo 2 - Una niña que se parecería a mi

-¿Por qué lloras?- me pregunta una niña, tal vez tiene la misma edad que yo, pero a comparación de mi... luce muy sucia... trae algunos dulces en sus bolsillos

-No sé- le contesto y deseo que se aleje...

-¿Cómo te llamas?- insiste y se sienta junto a mi...


Puedo verla bien ahora, tiene el cabello castaño y ondulado, su piel es blanca y tiene ojos bonitos, parece que se divierte


-Tu dime primero- le pido agachando la cabeza

-Soy Shara- dice alegremente y me extiende la mano, al principio dudo... después de unos momentos... le doy mi mano...- ¿Por qué vistes de ese color? Mi mamá dice que no se debe usar eso

-Mi abuelo dice que es lo que debo usar- le contesto sacudiendo mi vestido

-¿Tu abuelo?- pregunta extrañada- ¿El viejo feo que vive allá es tu abuelo?- señala la casa

-Sí- y río un poco. La verdad es que es la primer cosa que noto que tenemos en común- ¿Que tan malo es?- pregunto con un poco de miedo

-¿Es tu abuelo y no sabes como es?- me pregunta de nuevo poniendo sus manos en su cintura

-Pues, no lo conozco- le confieso- es que yo no vivía aquí...

-¿Te vas a quedar mucho tiempo?- pregunta de pronto- no hay nadie aquí con quién jugar... seria divertido...

-Yo creo que me quedaré para toda mi vida... o al menos eso es lo que dice mi abuelo- le respondo viendo lo feo de esa cosa enorme que ahora se convertirá en mi casa

-Puedes venir a jugar a mi casa todos los días si quieres, a mi mamá no le molestará- me invitaba, también me señaló hacía donde esta su casa, es muy pequeña si pones la mía al lado

-Tengo que preguntarle a mi abuelo- le digo con vergüenza... la verdad es que yo no quisiera pedirle nada... apenas y lo conozco

-¡Pues vamos!- me anima y me levanta a la fuerza- ¿De verdad vives en la mansión?

-Creo que si- le digo – pero solo es una casa grande

-Mi mamá le dice la mansión- levanta los hombros

-Tú mamá sabe muchas cosas- le digo riendo- Mi mamá también sabía muchas cosas...

-¿Ya no las sabe?- me pregunta deteniéndose de golpe

-Es que ella se murió y mi papá también- le digo y otra vez lloro... tengo miedo...

-Perdón...- me dice abrazándome de pronto- yo no sabía...eres muy niña para quedarte sin papás...

-Sí... ya sé...- y sigo llorando- y me dejaron aquí porque no tengo más hermanos ni tías ni nada...

-Tu y yo podemos ser amigas si quieres- me dice abrazándome... me hace shh shhh en mi espalda... como si quisiera que durmiera...

-Si quiero ser tu amiga- le digo entre sollozos

-Entonces ya puedes mojar mi ropa si quieres, porque esos hacemos los amigos...- y me parece que ella entiende esto...

-Gracias Shara- y mis manos se enredan en su espalda

lunes, 4 de octubre de 2010

¡Dejando al descubierto!

Ya regrese, estoy en clase viendo una cosa medio perturbadora xD... Y dejando un poco de lado el miedo/estres que siento por la preventa de Tokio Hotel (A todas las que vayan, espero verlas por ahí =D).

Así que aquí vamos, les voy a mostrar unas cosas que me dio la chula de la Fefe xD, primero un poema:



Mirada constante en tu natural distante,

queridos y tiernos siempre esplendorosos,

Cerezo en cálida compañía de dos amantes

que a tu lecho amor eterno ofrendaron

Cuando nupcias contrajeron a un naciente Cerezo adoptaron,

símbolo de un juramento más allá de todos los cielos,

a tus flores y aromas adornabas fervientes pasiones

de dos compañeros fusionados en efusiones

Al compás de tus ternuras encrespadas color rosa a púrpura ella cantaba

mientras él observaba, en delicadeza de aquella su bella dama,

fueron pares en mazos en comienzo de primavera

que sobre ramas mantenías desnudas

Pámpanos al rojo casi bruno,

prosperadas y nervadas que a color verde provoca,

culminando en otoño en melódico rojo.

El tiempo franquea y con ello los amantes en savia,

él por destino junto a las estrellas,

observa ahora a su amada

quien yace sola en firmamento junto al Flor del Cerezo

A Kimono de seda viste,

engalanando en paisajes su tristeza,

mirarte en lejanía resulta un desconsuelo

de la Flor del Cerezo ya solo queda ella,

en infinito dolor silencioso que en ruido culmina en eco

Es en abundante llanto en soledad

que en tu memoria subsiste el beso plasmado

como aquella caricia desvanecida,

candor de la mirada al deseo,

noches de perversa alegría,

son recuerdos del viejo cerezo,

promesa de amor de mis padres,

eternos cerezos amantes.

Clavel Rojo

© Alejandra P. Rodríguez Espinosa. Todos los derechos reservados


Ahí esta esa cosa bella que nos hizo quedarnos como lelas durante algunos minutos, ella también me dio esto:




¿A poco no le quedo bonito? xD

Y MARYGAZZETA me pasó un video bien bueno que también queda mucho con la historia. ¡Muchas gracias nenas por todo esto!





¡Nos vemos pronto chiquillas hermosas!



viernes, 1 de octubre de 2010

Lo nuevo de lo nuevo

Bueno mis queridos lectores, ya esta aquí el Fan Fiction que he prometido, su nombre es Coincidencias, echando la culpa al destino, este será un fic, extraño y muy... extraño. No lo entenderán, la verdad lol hahahaha, eso pasará conforme vayan avanzando los capítulos. Tiene varias características, pero de esas se darán cuenta después.

Y aquí esta... abajo de esta entrada el primer capítulo, espero que sea de su agrado.

Capítulo 1 - Coincidencias del arrepentido

-Sé que no debemos hacer esto- se queja de nuevo, sentada sobre la cama y suspirando, apenas amanecerá...

-No seas así conmigo- le pido poniéndome junto a ella

-Sabes que no, amor- y suspira, voltea a verme

-No me digas que te estás arrepintiendo- me hago un poco hacía atrás

-No, no por favor, no pienses eso- se preocupa y me toma de la mano- solo me gustaría que las cosas fueran distintas entre nosotros...

-A mi también- y me acerco a ella- a mi tampoco me gusta esto.... quisiera estar contigo todo el tiempo...


Ella se queda callada y me mira...sé que lo piensa, estoy seguro que se arrepiente de haber dado aquel paso...


-Todo lo arruino Jost- me levanto de la cama

-Puede ser- admite- pero, el... tu sabes... pensó que hacía lo correcto

-Arruino mi vida.... solo por su estúpido temor- me enojo, recuerdo... lo maldigo

-Es justificado- me dice alcanzándome en el vestidor

-No me interesa- comienzo a vestirme


Al terminar, ella esta sentada sobre la cama, se pone su fondo ese... ese que no me costó ni dos segundos quitarle... me ve


-Tienes que irte- va conmigo y me da un pequeño beso

-¿Cuando podré verte otra vez?- pregunto abrazándola... comienzo a extrañarla desde ahora

-No tengo la menor idea- suspira- quisiera decirte una fecha...

-Lo sé- y me despido... quién sabe hasta cuando...


Volteo y la miro, ahí parada como siempre que tengo que irme, me sonríe y abro la puerta, con sigilo me asomo para que nadie me tome desprevenido, corro y subo al elevador, un solo piso es el que no quise subir a pie.


-Me tenías preocupado- fuma sin control- no puedo más con esto... ¡entiéndelo!

-Todo salió bien, hombre.. por favor... deja de fumar así- le quito el cigarrillo, el no pone resistencia

-No quiero pensar que pasaría si alguna vez alguien se entera de lo suyo

-No tienen por que enterarse- le digo negando con la cabeza, asustado... pensando en eso que el siempre me ha dicho

-Imagínate que llegaran a enterarse... Los matarían...

-Por eso no sucederá...- me pongo nervioso

-Eso espero, no sé cuanto tiempo más soportare esta situación...- me dice resignado

-Yo espero que no sea por mucho tiempo...- y sonrío.... pensando en que un día ella y yo podremos estar juntos

-Yo lo espero también ... ya son 5 años de esto...